5 consejos para detectar manchas en la piel

14 mayo 2018 | Cuidado de la piel

5 consejos para detectar manchas en la piel

Las alteraciones de la melanina, el principal pigmento de nuestra piel, provocan la aparición de manchas o hiperpigmentaciones cutáneas.

Estas acostumbran a ser de color marrón, más o menos intenso, y pueden estar localizadas en diferentes partes del rostro y el cuerpo. Debido a ello, suelen ser motivo de preocupación estética.

A la hora de examinar la piel para detectar manchas cutáneas, es importante seguir estos cinco consejos:

  1. Identificar los factores desencadenantes. La exposición al sol es la principal causa de la aparición de manchas en la piel. Sin embargo, el consumo de medicamentos fotosensibilizantes, los cambios hormonales en la mujer, las disfunciones endocrinas, algunas afecciones cutáneas o ciertos cosméticos también pueden provocar una hiperpigmentación cutánea. Por tanto, averiguar acerca de los hábitos o condiciones que pueden provocar alteraciones en la coloración de la piel debe ser el primer punto de partida.
  2. Examinar las manchas cutáneas. Observar las características de las hiperpigmentaciones – número de lesiones presentes, color, tamaño, forma y evolución en el tiempo – es clave para poder identificar de qué tipo de mancha se trata. Entre las más comunes, destacan las manchas solares, el melasma, los lunares, las pecas y las marcas de acné.
  3. Utilizar un dermoanalizador. Usar este dispositivo de medición cutánea permite determinar de forma precisa el nivel de pigmentación de las manchas, así como otros parámetros de la piel que pueden ser de ayuda a la hora de valorar el tipo de lesión y su tratamiento más adecuado. Para poder realizar este análisis cutáneo es necesario evitar, al menos dos horas antes, la aplicación de cualquier cosmético en el rostro.
  4. Detectar lesiones malignas. Detrás de una mancha o lunar puede esconderse un melanoma, el cáncer de piel más agresivo. Las señales que deben ponernos en alerta ante una lesión hiperpigmentada siguen la denominada regla ABCDE.De este modo, si es asimétrica (A), de borde irregular y ondulado (B) y de color no homogéneo (C), tiene un diámetro mayor de 6 mm (D) y/o ha evolucionado rápidamente (E), hay que insistir en la necesidad de acudir al dermatólogo con celeridad. También, cuando haya la mínima sospecha de posible malignidad.
  5. Recomendar la autoexploración de la piel. Examinar la propia piel con frecuencia es la manera más efectiva de poder detectar lesiones nuevas, así como cualquier cambio en los lunares y manchas. Por ello, se debe aconsejar la autoexploración de la piel de todo el cuerpo, incluido el cuero cabelludo, al menos una vez al mes. Se recomienda ayudarse de un espejo de mano para ver las áreas difíciles, como por ejemplo la espalda.

 

 Visual descargable al final del artículo.

 

consejos-manchas

Ante cualquier duda sobre la posible malignidad de una mancha o lunar, hay que insistir en la necesidad de acudir al dermatólogo  

Las manchas también pueden ser la manifestación de afecciones cutáneas benignas como el vitíligo, la queratosis actínica o el acné.

Se debe recomendar la visita al dermatólogo, si se examinan hiperpigmentaciones que podrían indicar la presencia de estas patologías y no han sido valoradas previamente.

Una vez identificadas las manchas, se podrá aconsejar el tratamiento despigmentante y la protección solar más adecuados para cada caso.

Documentación para descargar
Bibliografía